15 de octubre de 2010

"Yo no puedo vivir sin agua... y tú?"

Bolivia es un país con grandes reservas naturales, entre ellas, agua dulce. Sin embargo, en los últimos años, los efectos del cambio climático están dejando notorias y dramáticas huellas. Por un lado, se registra un marcado deshielo de las cordilleras andinas. Progresivamente, los nevados están perdiendo su manto blanco y las lagunas secándose. Por otro lado, las cuencas amazónicas experimentan inundaciones cada vez de mayor proporción y daño en época de lluvias, pero también dramáticas sequías durante el invierno. Estos fenómenos se ven agravados por la acción humana de deforestación y chaqueos.

No soy un experto en el tema y reconociendo mis limitaciones preferiría no opinar sobre 'lo que hay que hacer' o dejar de hacer. Busqué en la web y encontré, por ejemplo, un blog llamado Agua en Bolivia el cual parece estar recién arrancando pero con buenos contenidos, les sugiero visitarlo. También visité el sitio del Ministerio de Medio Ambiente y Agua que, como es de esperar de una institución pública en Bolivia, todas son buenas noticias y hay pocos informes serios y críticos. Tal vez de lo poco interesante es el proyecto de Agua para el Chaco, pero en fin, lo cierto es que pareciera que es el primer gobierno en asumir asuntos medioambientales con mayor decisión.

Sin embargo, descubrí informes críticos que sólo corroboran lo que por experiencia y observación preocupada uno ve en en entorno: una misión del Observador Global estuvo en Bolivia y comprobó los grados críticos de las reservas de agua para el futuro (ver este artículo). Asimismo, llegué a Agua Sustentable (de donde jalo la imagen a la derecha), un sitio de una ONG nacional que ofrece documentos de trabajo, publicaciones y buena cantidad/calidad de información.

¿Qué podemos hacer ante problemas de gran dimensión? Bueno, pienso que mucho. Partir por no asumir al agua limpia como un recurso inagotable y ahorrar cada gota que se pueda. Podemos vivir en consecuencia con el sentido común de ahorrar un poco cada día y darle un valor sagrado al líquido que nos posibilita la vida. Como dice la imagen superior de este post "Yo no puedo vivir sin agua... y tú?"

Así, me sumo al Día de Acción de Blogs (Blog Action Day) 2010 desde los andes bolivianos.

2 comentarios:

  1. Thanks for blogging about water, our dearest resource!

    +|O:| - WATER IS LIFE! Please check out my contribution to the Blog Day 2010 initiative!

    ResponderEliminar

Gracias por comentar | Thanks for your comment