8 de agosto de 2011

Discurso de Evo: ¿Fisuras en la composición orgánica del poder?


foto: www.fmbolivia.net
Evo Morales tiene una construcción discursiva particular. Su elocuencia se sostiene en un hábil manejo de categorías discursivas que reafirman su proyecto de poder denominado "proceso de cambio" y revolución democrática cultural".

El discurso por el 186 aniversario de la independencia de Bolivia tuvo características también particulares que motivan este breve análisis crítico al discurso del presidente Morales. 

Evo partió, como muchas veces, de la memoria larga de las luchas indigenistas antes de la guerra de la independencia y no dejó de lado el recurrente reconocimiento a líderes indígenas en su contribución a la libertad.

Morales también apeló a la memoria corta de las luchas sociales y enlazó este reconocimiento al nuevo paradigma de poder a partir de los movimientos sociales, en una valoración tácita por su "compromiso" con "el proceso de cambio".

Pasó luego al informe del estado socioeconómico y financiero del país que aparece como el cuerpo central del mensaje presidencial. La forma argumentativa con que presenta las cifras es muy cercana al relato ofrecido por el reciente "libro" publicado por el vicepresidente Álvaro García Linera, "El Oenegeismo" (puede descargarlo aquí)
De allí parecen provenir esos datos sobre la reducción de la desigualdad, la rentabilidad de las empresas nacionalizadas y el impacto de la inversión estatal, entre otros. Algo que, como dijo el periodista de Página Siete Boris Miranda, no fue nada nuevo.

El "presidente Evo" -como lo llaman sus colaboradores y seguidores- dedicó considerable tiempo al tema del narcotráfico. comentó sobre las condiciones en las que se afronta en el país, las dificultades técnico-operativas y también reconoció que es una "debilidad del Estado".

Morales concluyó su discurso con un reconocimiento a quienes sobre todo trabajan en las instancias del Estado en procura de consolidar y profundizar las "descolonización" y la revolución democrática cultural.

Otros datos para el análisis
frecuencia de palabras en el discurso de Evo Morales (06/08/2011)
el análisis de la frecuencia de palabras del discurso muestra algunos otros datos sugerentes (cuadro a la derecha). Las palabras más frecuentes son Bolivia, algunos, nuestros entre otras que refuerzan lo antes dicho.

Me llamó la atención la frecuencia de "algunos" por lo que volviendo al texto encontré varias composiciones como "algunos jueces", "algunos compañeros indígenas","algunos compañeros sindicales", "algunos compatriotas"...

Estas frecuencias junto con el análisis previo al  discurso del presidente Morales sugieren la reafirmación de un "nosotros", no necesariamente nuevo, pero si con lealtades renovadas. Esto, sin decirlo, impacta directamente en los dirigentes de movimientos sociales como la CIDOB, el CONAMAQ, los firmantes del manifiesto para la "reconducción del proceso", etc.

Sugerir que hay rupturas sería especular demasiado, aunque el discurso demuestra sino fisuras al menos fuertes encontronazos en el tejido del poder y su composición orgánica.



6 comentarios:

  1. Y el "algunos" es parte de la típica estrategia de acusar sin identificar. Revela miedo en los que lo hacen desde el llano, pero cobardía en quien lo hace desde el poder.

    ResponderEliminar
  2. ¿Una nueva fase política en la "consolidación del proceso de cambio"? ¿Con qué actores? ¿Quiénes quedan fuera y por qué?

    El discurso abre la puerta a estas preguntas, ¿no crees?

    ResponderEliminar
  3. En estudios receintes de la sicpotaía de líderes, tanto de corporaciones como políticos y religiosos, se identifican características peculiares que los resaltan: tremenda capacidad de manipulación, falta de escrúpulos, ausencia acentuada de toma de responsabilidad (nunca tienen culpa), carencia de consciencia-empatía-compasión, se aburren fácilmente..etc.

    Lo interesante es que en el pensamiento aymara genuino y lenguaje nunca se hace una afirmación de la que a uno no le consta directamente. Hablar en sentido indirecto y sugestivo denota una brecha y distanciamiento de las raices sicológicas-culturales.

    ResponderEliminar
  4. Querido Payo, leo tu análisis y evidentemente en una primera parte planteas en tu artículo lo que el Pdte. Evo Morales dice y como lo dice, es decir un "relato" por ponerle algun nombre al discurso del 6 de agosto-
    Lo q te decia via twitter es q titulas ¿fisuras en la composición orgánica del poder? y le dedicas muy poco tiempo y espacio a esta tu pregunta inicial, entonces como que para nosotros los lectores queda como la idea inicial suelta ... esito seria

    ResponderEliminar
  5. Estimada Leyla,
    Gracias, me queda más claro ahora tu comentario.
    La pregunta inicial no queda resuelta porque es exploratoria y no pretender "verdades absolutas" sino sugerir un reflejo de las condiciones del manejo del poder.
    Se aborda con mayor decisión en los últimos tres párrafos aunque recojo y acepto la crítica que le falta un poco más de cuerpo.
    Saludos y gracias nuevamente por pasar y dejar tu comentario.

    ResponderEliminar
  6. Sera: Bueno no soy tan bueno en esto pero vale el ACD el presidente solo trata de amedrentar a la sociedad politica para que no le haga lacontra.

    ResponderEliminar

Gracias por comentar | Thanks for your comment